Saltar al contenido principal

A las seis semanas, tu bebé comienza a responder más a los estímulos externos, ya está más acostumbrado a vivir fuera del útero materno y listo para disfrutar de un masaje más completo, lo que te da más oportunidades de conectarte con él y estimular sus sentidos y hace del masaje una actividad más significativa.

Los masajes son una forma fantástica de comunicarse y que comiencen a conocer la diversión y el juego. Los siguientes son movimientos que puedes agregar a tu rutina de masajes.

Barriguita

Barriguita

Masajear la barriguita es una forma hermosa de ayudar a tu bebé a sentirse seguro, además de que contribuye a reducir los problemas en su barriguita, como cólicos y estreñimiento.

Si tu bebé está feliz, puedes hacer movimientos suaves que imitan el movimiento del remo en su barriguita, con una mano detrás de otra.


"I Love U" (te amo) sobre la barriguita

"I Love U" (te amo) sobre la barriguita

Comienza con una mano en reposo.

  1. Realiza un movimiento hacia abajo, con tu mano derecha, sobre el lado izquierdo de la barriguita de tu bebé (tu derecha).
  2. Luego realiza una "L" de lado, hacia atrás, moviendo la mano de la derecha a la izquierda de tu bebé.
  3. Haz una "U" invertida, empezando desde la parte inferior derecha de tu bebé, hacia arriba, hacia la izquierda y luego hacia abajo sobre la barriguita de tu bebé. Di "I love you" (te amo) a medida que realizas los movimientos.

Pecho

Pecho

Los masajes suaves en el pecho pueden ayudar a aliviar los problemas de congestión. Al tocar el pecho con sensibilidad, a veces deberás hacer una pausa y, con las manos en reposo, compartir sentimientos.

Con ambas manos en el centro del pecho, realiza movimientos hacia los lados, como si estuvieras alisando las páginas de un libro. Sin dejar el contacto con tu bebé, desliza tus manos hacia abajo, en círculo, hasta que se encuentren nuevamente en el centro.


Relajación por contacto

Relajación por contacto

La relajación por contacto se puede aplicar a cualquier edad y en cualquier momento durante el masaje. A veces los bebés tienen mucha tensión acumulada en sus cuerpos, y esta técnica sobre los brazos y las piernas les permite relajarse.

Pasa suavemente tus manos alrededor del brazo o de la pierna de tu bebé, como moldeándolos, mientras le pides que se relaje. Con voz suave, repite la palabra "reeeeelax" (relájate). Cuando sientas que tu bebé responde, recompénsalo con un comentario positivo, una sonrisa y un beso.


Las manos

Las manos

Esta es una forma fantástica de enseñarle a tu bebé cómo relajar las manos. Abre suavemente sus manos con las yemas de tus pulgares, masajea cada dedito entre tu índice y tu pulgar y finalmente acaricia la parte superior de su mano desde la muñeca hasta las puntas de los dedos.


El rostro

El rostro

Masajear el rostro permite relajar la tensión que causa la succión, el llanto y aliviar la molestia que causa la dentición.

Los bebés imitan tus movimientos y expresiones. Hacer contacto visual y divertirse juntos es un momento hermoso. Dibuja pequeños círculos a lo largo de la mandíbula con las puntas de tus dedos.


Volver

Volver

Los masajes en la espalda fortalecen el cuello, los hombros y los brazos a medida que el bebé sube su cabeza, además de que tienen un efecto relajante. Hay muchas formas de ubicar a tu bebé para alentar que disfruten estar boca abajo. Aprenderías estas posiciones diferentes en una clase de masajes para bebés.

Con el bebé boca abajo, comienza con ambas manos juntas en la parte más alta de la espalda, en ángulo recto con respecto a la columna. Mueve tus manos hacia adelante y hacia atrás, en direcciones opuestas, a lo largo de la espalda y hasta la colita, luego hacia arriba hasta los hombros, y vuelve a bajar. Luego desliza tu mano desde su cuello, todo a lo largo, hasta su pies.

Relacionarte y calmarlo | Mommy and Me

Conectarte con tu bebé es fundamental, ya que el contacto es su primer medio de expresión y un fabuloso recurso que las mamás tienen a su alcance para relacionarse con sus pequeños, sea a través de las primeras sonrisas, la rutina de mimos posterior al baño o cualquier otra acción que implique contacto. - Acarícialo

Logo de Baby Center

¿Tiene la barriguita llena? Sí. ¿El pañal está limpio? Sí. ¿Todavía estás perpleja? BabyCenter® te cuenta las 12 razones por las que lloran los bebés para que puedes acallar el llanto en menos tiempo.

Las mamás en todo el mundo confían en JOHNSON'S® para el cuidado seguro de sus bebés

Estamos comprometidos a trabajar con mamás, expertos de la salud y científicos para garantizar que nuestros productos para bebés sigan alcanzando los estándares más altos de JOHNSON'S® Baby.

Volver arriba